12.7.08




Tengo la particularidad de enjuagar mal la ropa cuando la lavo. Siempre que voy a colgar lo lavado al tender, descubro que tiene ese brillito indicador de la existencia desubicada del jabón. A veces me digno a volver a enguajar, otras no, dejo que el jabón que quede ahí, entre los hilos y se seque al sol como semen de amante abandónico.








melingo


4 comentarios:

Maby dijo...

a mi me paso, y de dejar la ropa muchas dias y de que se pudra, jajjaajajjaaja, o que quede con olor podri y la tenga que enjuagar y volver a ponerle jabon en polvo y suavisante para que los olorsitos feitos no se impregnen, jjejejejee
Te love

Maruh dijo...

no da! porque posta queda tipo moco ahí puesto... yo no lavo mucho a mano pero cuando lo hago queda bien :D

Alin dijo...

Como semen de amante abandonico... buenisima frase!
saludos

shugo dijo...

Cuanta tristeza condensada en pocas palabras, el gusto que tienen las cosas viejas cuando salen de los cajones de la memoria