3.5.15

Me encantaría que mi vieja psicóloga vea cómo, solita, durante tres años, trabajé para posicionarme en otro lugar, y estos últimos meses lo logré de manera cabrona. Aguante yo.
Aguante la gente que trabaja consigo misma para evolucionar.
Aguante la felicidad y la calma mental y de corazón.

No hay comentarios.: